La homeopatía: remedios caseros para las almorranas externas


remedios caseros para las almorranas externas

remedios caseros para las almorranas externas

Existen diferentes tipos de remedios caseros para las almorranas externas o también conocidas como hemorroides, entre ellos se encuentra la medicina homeopática. Un método curativo que consiste en tratar las enfermedades administrándole al paciente pequeñas dosis de sustancias que, en dosis mayores, producirían a una persona sana síntomas iguales o similares a los que se pretende combatir. Por eso es importante acudir con un profesional de la homeopatía que le prescriba el tratamiento adecuado. La homeopatía puede actuar tanto a nivel externo con pomadas, o a nivel interno, encontrando el simillimum de la persona a tratar.

Porque no todas las hemorroides son iguales, la homeopatía tratará de entender primero qué tipo de almorrana presentas antes de prescribirte el tratamiento, por ejemplo, cuando las hemorroides no sangran, entonces puedes aplicar sobre la zona afectada una pomada homeopática de Hamemelis, la venden en cualquier farmacia naturista. Esta planta contiene gran cantidad de taninos y flavonoides, útiles para mejorar la circulación.

Para casos más agudos de almorranas o que duelen mucho, existen varios tratamientos que pueden incluir: Aesculus Hippocastanum, Nux Vomic y Arnica. Las dosis del remedio son de 5ch, 3 gránulos cada hora. Los gránulos vienen en tubos para múltiples dosis, se venden en prácticamente todas las farmacias, y se toman en diluciones bajas cuando las hemorroides vienen acompañados de dolor, fiebre, etc.

La homeopatía también incluye remedios caseros para las almorranas externas a base de gránulos para tratar casos extremos de dolor y sangrado, por ejemplo:

– Lachesis, para almorranas color violeta y muy sensibles al tacto;

-Nitricum Acidum, para almorranas con fisuras que sangran fácilmente y con evacuaciones dolorosas;

-Aloe, para almorranas grandes, azules y dolorosas;

-Muriaticum Acidum, para hemorroides color azul oscuro que sobresalen al exterior;

-Graphites, para almorranas con fisuras dolorosas y picores pero sin ganas de evacuar;

-Kalium Bichronicum, para hemorroides con dolores punzantes, sangrado abundante, pero que mejoran con el frío;

-Paeonia, para las almorranas que duelen todo el tiempo;

-Sulfur, para las hemorroides que aparecen y desaparecen;

-Collinsonia, para almorranas con tendencia a sangrar y con estreñimiento;

-Fluoricum Acidum, para hemorroides que pican, pero mejoran con el frío;

-Sepia, para almorranas que empeoran al caminar;

-Pulsatilla, para las hemorroides que se agravan estando acostado.

Como te habrás dado cuenta, la homeopatía tiene diversos remedios caseros para las almorranas externas de diferentes tipos. El tratamiento en homeopatía es individualizado, pues no trata sólo los síntomas generales de las almorranas, como picor, ardor, dolor al evacuar y sangrado, sino también su constitución física, su forma de reaccionar, así como factores de mejoría o de empeoramiento. Los medicamentos homeopáticos no tienen contraindicaciones ni efectos adversos, por eso son muy recomendables para niños, embarazadas o pacientes sensibles a los químicos o a cualquier otro ingrediente.

Para comprender qué tipo de hemorroide tienes, puedes consultar la guía El Milagro de las Hemorroides, donde además te enseñará a revertir todos los tipos de hemorroides en un tiempo récord, en cuestión de 4 días o menos. Si quieres saber un poco más de este producto puedes ver los Testimonios y Opiniones de personas que han comprobado su efectividad.

MI RECOMENDACIÓN PERSONAL PARA CURAR LAS HEMORROIDES SIN CIRUGÍAS!!

cura para las hemorroides

cura para las hemorroides


Deja Tu Comentario!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *